CNN Radio Rafaela

Ferrari 499P Modificata: De Le Mans a todas las pistas

Con la euforia de haber ganado la carrera del centenario en el 2023 y ahora la edición 2024 de Le Mans, la casa de Maranello creó un modelo para circuitos, el 499P Modificata que con unas pocas modificaciones se puso a la venta para acelerar en circuitos por fuera del FIA World Endurance Championship(WEC) y por fuera de los límites reglamentarios.

Automóviles por Tebi Soldano 22/06/2024 Redacción Redacción
1 ferrari_499p_modificata_front_34 (1) - copia
La FERRARI 499P MODIFICATA es la misma que ganó Le Mans 2023 y 2024 con pequeños cambios libres de reglamentos de competición, lista para acelerar en todo tipo de circuitos pero no en carreteras.

Por Esteban Soldano. 499P Modificata, es una  versión del mismo modelo para uso particular del auto ganador en Le Mans por segundo año consecutivo, pero con libertades por sobre el reglamento del  FIA WEC, que limitan las prestaciones de los Hypercard, hoy la categoría top de los sport prototipos que compiten en él. En su retorno a la clase reina de las 24 Horas de Le Mans tras medio siglo de ausencia, Ferrari ganó este año por segunda vez consecutiva la carrera más dura e importante del mundo de la competición con su 499P, y a partir de él ha creado un modelo que puso a la venta para clientes particulares que deseen adquirirla para usar en una pista.

 En cuanto a su imagen exterior, las similitudes con el coche de carreras son prácticamente totales, aunque los diseñadores capitaneados por Flavio Manzoni definieron mínimas modificaciones de estilo y decoración en la carrocería.        

 Y lo mejor de todo, lo más atractivo del modelo es que como no está sometido a reglamentos, alcanza los 870 CV, es decir más que el modelo destinado a carreras.                  

En efecto, el 499P Modificata es la versión de uso particular derivada del coche que ganó hace pocos días, por segundo año consecutivo, la edición 92º en este 2024 y la del centenario de las 24 Horas de Le Mans, el año anterior. Aunque no es posible matricularlo para circular por calles y carreteras, porque es prácticamente un modelo de competición, sus respectivos propietarios sí podrán utilizarlos en una pista. Es una criatura que cuesta algo más de cinco millones de euros.                                              

Destinado a una clientela bastante selecta, para personas que conocen la conducción veloz, el nombre de 499P Modificata viene, precisamente, de las modificaciones que el coche ha recibido para pasar de máquina de carreras a deportivo de uso particular. El proyecto supone un nuevo frente comercial para la marca italiana, que en numerosas ocasiones había hecho autos de carreras a partir de modelos de calle, pero ahora sigue el procedimiento  inverso, a un hypercar de competición  lo transforma en un modelo de producción que no tiene que cumplir las limitaciones impuestas por los reglamentos deportivos de un  campeonato.  Las principales diferencias técnicas entre el 499P Modificata y el 499P ganador en Le Mans se centran en el eje eléctrico y la tracción en las cuatro ruedas, pues en el modelo Modificata puede activarse esta, incluso a bajas velocidades, mientras que en el auto de competición actúa solo a alta velocidad, ya que solo hay tracción total a partir de 190 km/h.                                                                                                                    

La 499P Modificata integra la función Push to Pass, que ofrece al conductor la opción de 120 kW (163 CV) adicionales de potencia durante periodos de tiempo limitados a lo largo de cada vuelta al circuito, al margen de los 707 CV que rinde en condiciones normales.                                                                                                                                 El conductor puede activar el sistema utilizando un botón situado en la parte posterior del volante, pero la potencia adicional solo está disponible cuando el acelerador se presiona al máximo y durante no más de siete segundos por activación. El número de usos del Push to Pass por vuelta depende del tipo de pista y del balance de energía de la batería, pues el sistema se desactiva automáticamente por debajo de un cierto umbral de carga y después se reactiva cuando la recuperación de energía ha recargado la batería hasta un nivel adecuado.             

La 499P Modificata equipa neumáticos Pirelli específicamente desarrollados para este coche y cuenta con una recalibración completa de la suspensión, los controles electrónicos y los mapas de gestión del motor. En ese sentido, los neumáticos Pirelli del 499P Modificata persiguen que el manejo sea más predecible que en la 499P, pues se calientan más rápido y conservan el agarre óptimo durante más vueltas que los empleados en el coche de carreras. Y otro tanto sucede con el neumático de lluvia, que estrena un nuevo patrón y un compuesto mejorado en la banda de rodamiento para agarrar mejor sobre asfalto parcialmente húmedo o completamente mojado.                                                                                                                    

Mecánica híbrida de 870 CV                                                        

El conjunto propulsor de la Ferrari 499P Modificata, acoplado a una caja de cambios secuencial de siete velocidades, combina un motor 3.0 V6 nafta, situado en posición central, con un motor eléctrico de 200 kW (272 CV) en el eje delantero, ofreciendo el sistema un rendimiento conjunto de 870 CV. Además, la parte eléctrica se ayuda de un sistema de recuperación de energía (ERS) que recarga la batería, de 800 voltios y basada en la tecnología usada por el equipo de Fórmula 1, durante las fases de desaceleración y frenada. Asimismo, se ha personalizado el funcionamiento del control de tracción para facilitar la gestión del par en el punto del límite de adherencia.                                                                                                                

En cuanto al habitáculo, la Ferrari 499P Modificata conserva el puesto de conducción monoplaza del coche del cual deriva, proporcionando exactamente la misma ergonomía e idéntica experiencia al volante que vivieron los pilotos de los autos que compitieron con los números 50, 51y en esta última edición de Le Mans, también con el número 83 del equipo particular AF CORSE.                                                                      

Según la firma italiana, se trata del modelo de ruedas carenadas de mayor rendimiento que jamás se haya desarrollado en Maranello para un uso no competitivo, y sus clientes podrán disfrutar de todo su potencial gracias al nuevo programa Sport Prototipi Clienti que, a partir de este 2024, se llevará a cabo junto con el programa ya existente F1 Clienti. Eso permitirá a los propietarios del 499P Modificata participar en una serie de eventos en pistas de todo el mundo, ocupándose Ferrari de la logística, la asistencia en pista y el mantenimiento.

   Las 24 horas de Le Mans 2023 y 2024                                                          

En dos jornadas que alcanzan el rango de hazaña dos Ferrari oficiales ganaron Le Mans 2023 y 2024,  algo que no lograban desde 1965,  que no competían oficialmente en la clase mayor de prototipos desde 1973 en que decidieron el retiro para concentrarse en la Fórmula 1.                                                                                                         En la última edición Le Mans 2024, participaron 9 marcas líderes mundiales entre los que estaban Cadillac, Porsche, Toyota, Peugeot, Alpine, Lamborghini, Isotta Fraschini, BMW y por supuesto Ferrari, como así también 18 ex pilotos de F1(ya que a los que compiten actualmente no se les permite)entre los que se encontraban Jenson Button, Robert Kubica, Mick Shumacher, Sebastien Buemi, Romain Grosjean, Daniil Kvyat,
Kamui Kobayashi, Antonio Giovinazzi, Paul di Resta, Jean-Eric Vergne, Stoffel Vandoorne, Felipe Nasr, Sébastien Bourdais, Brendon Hartley,  Will Stevens, Nyck de Vries, Jack Aitken y André Lotterer. Dos argentinos también participaron: José María López y Nicolás Varrone(en LMP2).

2- 448364496_441278935343713_222927379995641694_n

La 499P Nº 50 ganadora de la última edición de las 24 horas de Le Mans 2024.

La gran competitividad hoy está dada por la aparición de la categoría Hypercar en reemplazo de la LMP1 que permite de esta manera esa gran participación con prototipos aunque más limitados técnicamente, mucho más económicos también(una tercera parte de lo que costaban los LMP1), que eran sin dudas autos de competición fabulosos ya que alcanzaban y hasta superaban a los F1 como fueron los Peugeot 905 o los Porsche 919. Esto es algo que la FIA hizo en un comienzo para proteger a la F1 y también para logran la participación de mayor cantidad de  marcas en las competencias del WEC y principalmente de las 24 Horas de Le Mans en las que Toyota participaba en forma solitaria y ante el retiro de Porsche, ganaba dejando una gloria de trapo a los ganadores consagrados entre ellos sin ninguna disputa con otros autos semejantes.                                

La edición 2024, la 101ª de la historia, carrera disputada Nº 92, tuvo un cierre apasionante con el triunfo de Ferrari con su monoplaza N° 50, integrado por el español Miguel Molina, el italiano Antonio Fuoco y el danés Nicklas Nielsen. La distancia de apenas 14s222 con su perseguidor, el Toyota de López, Kobayashi y De Vries, es la más corta desde el 2011. Terceros llegaron con el Nº51la segunda Ferrari conducida por Alessandro Pier Guidi, James Calado y Antonio Giovinazzi.
 

Te puede interesar
1- imagen-clasicos-036-3

Sauber mercedes-Benz C9: regreso con gloria

Esteban Soldano
Automóviles por Tebi Soldano 30/06/2024

A finales de los ochenta la marca alemana regresó a la alta competición con el Sauber C9, temporada en que las “flechas plateadas” ganaron la edición de 1989 de las 24 Horas de Le Mans y pusieron el récord de velocidad en los 407 km/h en la legendaria recta de mulsanne en el circuito de La Sarthe.

Lo más visto
ar 2

AR: Merlino y Wuattier firmaron su primer contrato

Marcelo Calamante
Deportes 16/07/2024

Durante la tarde del martes 16 de julio, los jugadores Lisandro Merlino y Enzo Wuattier se convirtieron en jugadores profesionales al firmar sus primeros contratos con la institución. En ambos casos, el vínculo se extiende hasta el 31 de diciembre del 2026.